Norma que debiera ser de obligado cumplimiento

Norma que debiera ser de obligado cumplimiento para todos
Para facilitar la organización de vehículos y saber a quienes hay que esperar en Mompía o en cualquier otro lugar de reunión de salida, se ruega muy encarecidamente enviar un mensaje bien al móvil, o bien al correo electrónico de Alberto o quien dirija la salida, indicando quiénes van a ir a la marcha, lo más tarde el viernes al mediodía, si es posible.

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

lunes, 23 de septiembre de 2013

de Brez a La silla de Caballo por la canal de Lechugales

Con una semana de retraso debido a compromisos familiares, os pongo mi reportaje sobre la ascensión que realizamos a la Silla de Caballo Cimero, cumbre de 2.434 m, desde el pueblo de Brez pasando por la larga y pindia canal de Lechugales el pasado sábado día 14 de Septiembre..
Toda la vertiente sur del macizo Oriental que da al valle de Liebana destaca por su gran belleza y por las largas y pendientes canales que sirven de acceso a las cumbres mas altas del macizo. Pero el afrontar la ascensión de cualquiera de ellas, requiere estar en muy buen estado de forma y el asumir que superarlas, nos va a exigir el máximo esfuerzo por nuestra parte, compensado, eso si,  por la belleza que nos ofrece su recorrido, y por las grandiosas vistas que desde las cumbres que nos esperan por arriba, nos extasían cuando uno se recupera del gran esfuerzo realizado.
Y las dos canales con mas desnivel a salvar son las de Lechugales y Las Arredondas, 1.300 m. cada una, aunque la de Lechugales ofrece una pendiente mas acusada que la otra mencionada, al salvar el desnivel en un menor distancia.
La primera fue la que ascendimos nosotros saliendo del pueblo de Brez para hacer cumbre en la Silla de Caballo Cimero y luego descendimos por la de Las Arredondas para terminar el circuito de nuevo en Brez.
A las 8,30 de la mañana con un magnífico día, aunque con la amenaza de que por la tarde se complicaría la cosa, partimos los que se ven en la foto con el animo bien alto, dispuestos a superar el fuerte reto que tenemos hoy por delante.
Para acceder a la canal de Lechugales desde Brez, hay que realizar una larga travesía hacia el Oeste recorriendo la divisoria de los montes que pueblan esta vertiente con la laderas mas bajas del macizo, encontrando rincones de gran belleza. Como este, donde se nos ve contemplando las principales cumbres de la cordillera que comienzan a mostrarse a nuestros ojos hacia el sur. Coriscao, Peña Prieta, Curavacas.....
A nuestra derecha, los innumerables picachos de la parte baja de esta vertiente sur del Oriental.
¿Cual es la Silla de Caballo? pregunta alguno.
¡Uy! aún no se ve, ¡esta mucho mas arriba!
Hacia las 10 entramos en la propia canal de Lechugales. En su primera parte que es donde tiene mayor anchura, nosotros nos arrimamos a su parte derecha que es por donde ofrece los pasos mas asequibles, aunque enseguida nos damos cuenta de que esto se pone ¡pindio! ¡pindio!.
Al fondo a la derecha vemos el collado de Cámara, a su izquierda las Cumbres de las Avenas y a su izquierda y al fondo el Coriscao.
Esto solo requiere una receta: paciencia, ¡mucha paciencia! y esfuerzo, ¡mucho esfuerzo!
¡Menuda pendiente tiene esto! dice Esperanza.
Nos encontramos la única trepada de la canal, cortita y muy fácil de superar, ¿verdad Juan Carlos?
El último tramo de la canal se nos hace eterno, aparte de que es el mas duro al tener que hacer una travesia por terreno muy inclinado y con mucha piedra suelta, por el cansancio acumulado de los 1.300 m. "too parriba" que ya va haciendo mella en nuestra resistencia. Para remate, una vez llegados al collado que supone el final de la canal, nos toca recorrer la cresteria de acceso a la cumbre de la Silla de Caballo, que sin ser muy difícil, si que exige la máxima concentración, sobre todo a los menos acostumbrados al vacio.
Pero todo tiene su fin en esta vida ¡incluso la canal de Lechugales!. Pasadas las 2 llagamos a la cumbre y ahora solo nos queda disfrutar, contemplar, fotografiar.....¡y comer! que ya hay hambruna.
La vista de la Morra de Lechugales, punto mas alto de este macizo, desde esta cumbre es magnífica.
Vemos que hay atasco en la trepada que hay que realizar para llegar a su cumbre.
También vemos un grupo que en perfecta formación regresa de su cumbre.
Magnífica vista hacia el Oeste. En primer término el camino de la canal de Jonfria. Al fondo el pueblo de Tama y a su izquierda la Peña Ventosa.
Julio y Jelu disfrutando de la cumbre con la Pica del Jierru al fondo
¡Pero hoy no toca vivaquear en esta cumbre! así que en marcha que tenemos que descender toda la canal de Las Arredondas. Desandamos la cresteria hasta el collado donde muere la canal de Lechugales.
Cogemos el camino que pasa por los Grajales y que va hacia el Collado el Mojón, donde comienza (o finaliza, según se mire) la canal de Las Arredondas y tenemos esta vista de las dos cumbres de la Silla de Caballo, la Cimera a la derecha y la Bajera, la gran olvidada que casi nadie pisa. Habría que corregirlo ¿no?.
Seguimos nuestro camino con estas magníficas vistas.
Llegando al Grajal de Arriba. Como pasamos al lado habrá que hacer esta cumbre ¡que tiene 2.348 m.!
Aquí está la prueba de que hemos pisado dos cumbres de mas de 2000 m.
La Pica del Jierru que por su cara sur tiene un muy fácil acceso, por su cara noreste luce esta abrupta pared.
Esperanza posando con Potes y la Cruz de la Viorna al fondo.
Iniciamos el descenso de la larga canal de Las Arredondas. Por su lado derecho nos ofrece unas bonitas agujas ¡pero que es eso! ¡si parece la nave de encuentros en la tercera fase!
Llegando a la parte final de la canal seguimos descubriendo espectaculares vistas.
¡Por lo que se ve estos no bajan nada cansados! ¡Van "escopetaos"!
Donde termina la canal cogemos el camino que nos lleva hasta Brez. Desde el vemos la parte baja de la canal que acabamos de descender y las nubes anunciadas que ya cubren las cumbres, valga la redundancia.
A la orilla del camino Espe y Alvaro encuentran este perrito que andaba algo perdido. Le bajamos al pueblo en busca de un posible dueño que finalmente apareció, frustrando una posible adopción del simpático can.
Y esto fue todo. Otra "dura" pero reconfortante marcha que nos ha hecho sufrir algo, pero disfrutar....¡MUCHO! vamos, como la vida misma.
Por último aquí tenéis un corto vídeo de lo que fue la marcha. ¡Espero os guste!


Si el tiempo y mis circunstancias familiares me lo permiten, el próximo sábado tenia intención de proponeros la marcha que tenemos pendiente a la Torre de la Canal Parda. A mitad de semana informaré en el blog.
¡ABRAZOTES!

No hay comentarios: